Avisar de contenido inadecuado

HASTA QUE LA MUERTE NOS SEPARE

{
}

 TAGS:Matrimonio,Casados,EspososAsí que no son ya más dos, sino una sola carne; por tanto, lo que Dios juntó, no lo separe el hombre. Mateo 19:6
La familia como institución originada por Dios, es una entidad permanente. Mateo 19:3-12
El adulto debe poder defender a su familia de las influencias externas que atentan contra su permanencia.

1.- ¿Cuánto tiempo debe durar un matrimonio? Mateo 19:3-6
En esta porción del nuevo testamento El Señor Jesucristo enseña acerca de la indisolubilidad del matrimonio:
¿ES LÍCITO REPUDIAR A SU MUJER POR CUALQUIER CAUSA? Preguntaron los fariseos, quizás tenían en mente Deuteronomio 24:1 que dice: Cuando alguno tomare mujer y se casare con ella, si no le agradare por haber hallado en ella alguna cosa indecente, le escribirá carta de divorcio, y se la entregará en su mano, y la despedirá de su casa. Ellos estaban buscando justificar la desintegración del matrimonio. Los fariseos habían convertido el matrimonio en un contrato legal que se podía disolver “por cualquier causa” favoreciendo injustamente al varón.
VARON Y HEMBRA LOS HIZO POR ESTO DEJARÁ A PADRE Y MADRE Y LOS DOS SERAN UNA SOLA CARNE.- Jesús los hace pensar en la constitución original del hombre como un par: varón y mujer. Un matrimonio efectuado por mandato divino; y, en el propósito de Dios, que en toda época un varón y una mujer llegarían a ser una sola carne.
YA NO SON DOS, SON UNO SOLO, LO QUE DIOS JUNTO NO LO SEPARE EL HOMBRE.- El Señor enseña que ahora son dos almas juntas en un solo cuerpo, quiere decir que ese nuevo cuerpo ahora será permanente, porque así como nuestro cuerpo no puede vivir dividido, así también el matrimonio. Cualquier cosa que aliente al divorcio o a la separación de los conyugues es pecado. Solo la muerte puede separar los componentes del matrimonio. Toda dificultad que pueda presentarse en el matrimonio puede ser superada, porque para el Señor no hay nada imposible (Lucas 1:37)

2.- ¿Por qué fue permitido el divorcio? Mateo 19:7-9
El diseño original de Dios, no fue que el hombre y la mujer unidos en matrimonio se separaran, o que la mujer fuese repudiada, por eso el Señor explica a los fariseos la razón. La causa del porque fue permitido el divorcio. La causa sin duda alguna esta en el verso 8. Por la dureza de vuestro corazón… Ni Dios se equivocó, ni Moisés se equivocó, Moisés le dio trámite a un asunto urgente, para que no traiga consecuencias mayores, por el rigor y la dureza de la ley. Y yo os digo que cualquiera que repudia a su mujer, salvo por causa de fornicación, y se casa con otra, adultera; y el que se casa con la repudiada, adultera. El adulterio era un explicito pecado para la ley de Dios en el antiguo testamento (Éxodo 20:14) y hoy sigue siendo un pecado muy grave, como lo dice Él Señor en este versículo. Mas al principio no fue así, ORDEN FAMILIAR. En este texto Jesús francamente aborda un asunto fundamental: la causa del divorcio es la dureza del corazón. Detrás de cada matrimonio roto hay un corazón endurecido contra Dios, y después endurecido contra el compañero-cónyuge. Desde el principio mismo, la intención de Dios en lo que concierne al matrimonio fue que el matrimonio sea para toda la vida. Teniendo en cuenta esto, los creyentes debieran tener cuidado al escoger el compañero o la compañera para la vida (2Corintios 6:14). A pesar de ello, ningún matrimonio está completamente libre de las diferencias y dificultades que pudieran conducir al divorcio, si el esposo y la esposa fueran defraudados en sus inclinaciones naturales.
El diablo exagerará las fallas y las insuficiencias del cónyuge, sembrará sospecha y celos, provocará la autocompasión, insistirá en que mereces algo mejor, y te hará la engañosa promesa de que las cosas serían mejores con alguna otra persona. Pero escucha las palabras de Jesús y recuerda: Dios puede cambiar los corazones y quitar toda su dureza si tan sólo nosotros se lo permitimos. (Malaquías 2:13-14, Malaquías 2:16, Salmos 68:5-6)

3.- El matrimonio Cristiano: difícil pero no imposible. Mateo 19:10-12
Esta vez son los discípulos que ven en la respuesta del Señor, al matrimonio como una trampa, porque ellos según parece aun pensaban como incrédulos, aun no entendían muchas cosas de la vida cristiana y de las enseñanzas de Jesús. El matrimonio cristiano es posible, siempre y cuando se haga conforme a la voluntad de Dios 2ª Corintios 6:14-16. Solo cuando se cumpla este mandato de Dios entonces se podrá dar un matrimonio cristiano, en el cual El Señor estará en medio de ellos y será bendecido por Él.

Dios creó la familia para que fuera permanente, pero en la actualidad la estructura matrimonial esta en peligro. Muchos comejenes van debilitándola entre ellos: El adulterio y la incomunicación.

 QUE DIOS NOS GUARDE Y PODAMOS CUMPLIR A CABALIDAD CON NUESTRA PROMESA HECHA DE QUE SOLO LA MUERTE NOS SEPARE.... BENDICIONES

{
}
{
}

Deja tu comentario HASTA QUE LA MUERTE NOS SEPARE

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre